Acuerdan establecer por ley la creación de Unidades Institucionales de Género


“Estamos satisfechos con esta reforma, vamos avanzando en garantizar los derechos de las mujeres y esperamos tener otras reformas que puedan contribuir a asegurar que como mujeres se nos pueda garantizar los derechos y garantizar por supuesto la participación equitativa entre hombres y mujeres”: diputada Audelia López (FMLN), presidenta de la Comisión de la Mujer y la Igualdad de Género.

Por: Marilú Alvarenga
Lunes 20 de enero de 2020
Fotografía: Roberto Ayala

La Comisión de la Mujer y la Igualdad de Género acordó emitir dictamen favorable para aprobar una reforma a la Ley de Igualdad, Equidad y Erradicación de la Discriminación contra las Mujeres (LIE) para incorporar el artículo 10-A, con lo cual se dejará establecido en la normativa vigente la creación de Unidades Institucionales de Género.

Referente a esta iniciativa, la presidenta de la comisión, diputada Audelia López (FMLN), sostuvo: “Estamos satisfechos con esta reforma, vamos avanzando en garantizar los derechos de las mujeres y esperamos tener otras reformas que puedan contribuir a asegurar que como mujeres se nos pueda garantizar los derechos y garantizar por supuesto la participación equitativa entre hombres y mujeres ” .

Con la enmienda el Art.10-A quedaría así: “Las instituciones de toda la administración pública deben crear las Unidades Institucionales de Género, organizadas con personal idóneo y con el presupuesto necesario para su funcionamiento. Sus principales funciones son promover, asesorar, monitorear y coordinar la implementación del principio de igualdad, equidad y no discriminación, así como velar por el cumplimiento de la normativa a favor de los derechos humanos de las mujeres, en las políticas, planes, programas, proyectos y acciones en la estructura organizacional de la institución, y en la prestación de los servicios que ofrecen a las personas usuarias”

La LIE tiene  como  objeto  crear las bases jurídicas explícitas que orientarán el diseño y ejecución de las políticas públicas que garantizarán la igualdad real y efectiva de mujeres y hombres, sin ningún tipo de discriminación, en el ejercicio y goce de los derechos consagrados legalmente.